• comunicacionlugia

¿Qué sucedió en Valdepeñas de Jaén en 1920?


Volvemos con un nuevo post para nuestro blog y en esta ocasión lo hacemos con una vuelta al pasado. Un paseo por la historia de nuestro pueblo que nos va a acercar a la vida de nuestros antepasados, lo que ocurría y lo que se llevaba a cabo. Concretamente, nos vamos a remontar cien años atrás. ¡Bienvenidos a 1920!


Este viaje lo vamos a hacer acompañados de nuestra colaboradora María Dolores Valderas Rodríguez, quien nos acerca a las actas del Ayuntamiento para contarnos lo que venía sucediendo durante el año. Nosotros vamos a darte un aperitivo de esta suculenta información. ¡Dejamos el menú completo para que puedas disfrutarlo una vez la próxima crónica salga a la calle!


En la sesión del mes de enero los vecinos del barrio del Chaparral solicitaron la reposición de la Fuente del Molinero y que se expropiara un trozo de terreno junto a la fuente antigua, del que se había apropiado un forastero. Además, el jornal medio de un bracero quedó fijado en 3 pesetas. Por otro lado, se recibió una circular del Gobierno Civil de la provincia referente a la convocatoria de elecciones municipales, dando preceptos para que se garantizase la libre emisión del sufragio.


En febrero se anuncian los concejales proclamados por el artículo 29 de la Ley Electoral: Por el distrito Casa Capitular, D. Ricardo Cobo Peinado, D. Felipe Cabrera Valderas, D. Pedro José del Moral Fernández y D. Felipe Romero López; Por el distrito Egido, D. Peregrín Martos Peinado y D. Juan Duro Ramírez; Por el distrito San Blas, D. Lucas Lendínez Cobo y D. Pedro Castro Estremera Estremera (menor).


En el mes de marzo el Sr. Milla recordó a la presidencia las gestiones para conseguir de la Electra Industrial Española una rebaja en el precio del alumbrado público, a tenor de lo que esta sociedad ha concedido a sus abonados particulares. Y, por otro lado, el concejal Cabrera se despide de la Corporación.


Durante el mes de abril se dio posesión de sus cargos a los concejales proclamados: D. Pedro Castro Estremera (menor), D. Felipe Cabrera Castro, D. Lucas Lendínez Cobo, D. Pedro J. Moral Fernández, D. Juan Duro Ramírez, D. Ricardo Covo Peinado y D. Peregrín Martos Peinado, cesando los que tienen cumplido su cuatrienio y no han sido reelegidos. Y se procedió a la elección de alcalde presidente, resultando D. Felipe Romero López, con 10 votos y 4 papeletas en blanco.


En mayo el alcalde D. Felipe Romero López pide que sea admitida su dimisión de los cargos de concejal y alcalde, por su edad sexagenaria. Varios concejales se mostraron disconformes, pero la aceptaron. Tras esto se eligió un nuevo alcalde, que resultó ser D. Pedro José Moral, quien pidió apoyo a los concejales para sacar a Valdepeñas de la bancarrota. En una sesión posterior, y mediante un oficio de la Junta Provincial de Subsistencias, se aprueba el expediente de aceite de tasa hecho en este pueblo.


Llegamos al ecuador del año, mes de junio, cuando D. Francisco Escabias Amate explica mediante un escrito que al estar establecidas las tablajerías en domicilios particulares ofrecen riesgos y dificultades para la cobranza y la inspección sanitaria de las reses. Por ello solicita a la corporación se establezcan los despachos en los locales que siempre se utilizaron, a la espalda de la casa capitular. La corporación acordó que se desalojen cuanto antes a quien los habita y que la Junta de Sanidad los inspeccione para ponerlos cuanto antes como despachos de carnes.


En el mes de julio se informó que el Señor Marqués de Navasequilla, D. Blas García de Quesada y Martínez Victoria, tenía solicitada su vecindad en Valdepeñas, por haberla retirado de Jaén, donde residía. Se acordó que fuera incluido desde esta fecha como tal vecino. Por otro lado, el Sr. Cobo pidió que se arreglara la fuente del Chorrillo, en la puerta del huerto de Perales, ya que al llevar los jarros y demás vasijas sus derrames vuelven otra vez a la fuente.


Ya en agosto hubo un avance en lo que a sanidad se refiere. Y es que el alcalde informó de que había adquirido un botiquín de urgencia e instrumental necesario para autopsias, del que hacía mucho tiempo se carecía.


En septiembre fue presentado para su examen y aprobación el apéndice al amillaramiento de urbano, con las alteraciones ocurridas en la riqueza, que había que tenerlas en cuenta para el reparto de la contribución del próximo año.


Llegamos a octubre, mes en el que varios vecinos ganaderos solicitaron, tras haber sido rescindido el contrato de arrendamiento de la Dehesa de Ventisqueros, el aprovechamiento de estos pastos mediante el pago por cabeza de ganado que imponga el ayuntamiento, suspendiéndose así la nueva subasta. Sin embargo, el ayuntamiento no podía alterar o anular la subasta, puesto que era decisión de la Jefatura de Montes.


En noviembre llegaron problemas vecinales. El Sr. Martos explicó en comisión que varios vecinos de la calle Vereón se quejaban de que el vecino Manuel Castro Valdivia les tiraba los trapos que tendían en su pedazo sobrante y que lindaba con la huerta del citado vecino. Ante estas actitudes solicitó el deslinde.


En el último mes del año, diciembre, estuvieron muy presentes los vecinos durante las comisiones para mejorar su calidad de vida. Por un lado, el Sr. Milla manifestó la urgente reparación del pavimento de la clase de niñas de la calle Canalejas, ya que su pésimo estado lo hacía peligroso. Por otro lado, el Sr. Peinado expuso la necesidad de averiguar la causa de escasez de agua en el pilar de la calle Hortelanos.


230 vistas0 comentarios